Header Ads

LIMA THRASH ATTACK II: El Festival Más Cervecero Del Metal

Crónica: Diego Oregón/ Fotos: Abel Castañeda

Por primera vez las alemanes de Tankard llegaron a Lima para quitarnos el clavo de vibrar cada canción con ellos. El concierto que todos los thrashers alcohólicos estaban esperando por fin se concretó el 26 de febrero en el centro de convenciones Festiva del cercado de Lima.

Con un escenario muy bien ensamblado y ya con la prueba de sonido hecha, empezó a entrar el público poco antes de las ocho. Aunque lentamente se fue llenando el recinto, el horario se hizo respetar. A las 8:30 de la noche arrancó el festival con la presentación Black Heaven. Muchísima fuerza y entrega en el escenario para demostrar que sí están a la altura de abrir un festival de peso. "Ace of Spades" y "Curse of Gods" fueron los covers que interpretaron, además de sus temas propios; todas estas canciones tocadas con harta garra, sin importar la poca asistencia hasta ese momento.

A las nueve y quince Estigma se sube al escenario para ejecutar sus temas compuestos en los 90s. Banda conformada por Gustavo Garcia (voz), Koko Rengifo (Guitarra), Paul Pinto (Batería), Goyo Rojas (guitarra) y Jouvet Lavado (bajo) demostraron técnica, brutalidad y coordinación en cada canción. La canción más sobresaliente fue "Revenge", dando un mensaje político como introducción y destapando una botella de Jack Daniel's.

Una hora después, sería el turno de los chilenos de Nuclear. Banda liderada por Matías Leonicio, vocalista, quienes se encargarían de activar a los thrashers ansiosos por moshear. Sin piedad, tuvieron un setlist demasiado asesino que tuvo buena acogida por parte del público peruano. "Sadistic Method for Crime" y "Chaos is my Life" fueron los temas que más destacaron. De todas maneras han generado una buena impresión para los bangers que los escucharon por primera vez.

Finalmente, el último Big 4 teutón que faltaba en Lima entra al escenario. A las 11 y media de la noche suena el dulce intro que llamaría a los reyes de la cerveza al estrado para inmediatamente después arrancar con ZOMBIE ATTACK.  Fue una excelente manera de comenzar el show con el disco que este año cumple su 30 aniversario y que sigue siendo un himno. Después vendría The Morning After y The Beauty and the Beast, dedicada a una señorita peruana.

Después de varias vueltas al circle pit la sed nos picaba la garganta y coincidentemente "Stay Thirsty" fue dedicada a todos los sedientos de cerveza. "Are you tired?" preguntaba Gerre, quien no paraba de saltar de un lado al otro y con un muy buen manejo en escena; interactuando con el público, como siempre. Los temas que sonaban nunca bajaron de nivel, siempre se mantuvieron gloriosos, aunque el sonido no fue el mejor en esta ocasión. "Rules for Fules", "Maniac Forces" y "Die with a Beer in your Hands" prosiguieron con la brutalidad de la noche.

El mosh pit creció desmesuradamente y no había momento para detenernos pues seguían canciones icónicas como MetaltoMetal, Space Beer y Chemical Invation! Lo innovador de este concierto y que estoy seguro que nunca antes Tankard ha hecho has sido cantar una canción tradicional alemana que trata de Perú, los andes y que se puede escuchar al final de la canción Alcoholic NightmareÉpico! El encore, cargado de emoción y con dos muchachas en el escenario, propiciaron los últimos temas de la noche: Alien, A Girl Called Cerveza y, el himno, (EMPTY) TANKARD.

Terminó el festival y todos satisfechos por haber visto a los ebrios germanos hasta poco más de la 1 de la madrugada. Sin duda, debemos felicitar a todos los asistentes, a la producción. La seguridad se ha percibido a mejor que en otros conciertos, por otro lado el sonido no fue el óptimo. 


Con la tecnología de Blogger.