Header Ads

El Desenfado Adolescente de D.R.I. en Lima


Crónica: Diego Oregón
Fotos: Adrian Kamt

El esperado regreso de D.R.I. por fin se dio lugar este viernes 6 en el Centro de Convenciones Festiva del Cercado de Lima. Por tercera vez, los peruanos pudimos disfrutar de la rapidez y descontrol de aquellos autores de Dirty Rotten LP, Crossover y Thrash Zone.


La primera banda telonera fue Maestro Caníbal, quienes integrados por 6 músicos experimentados. Con Frank y Eduardo en la guitarra, Giancarlo en la batería, Piero y Yorcho en la voz, Daniel en el bajó y coros. Presentando su material desde 1998 con 'Lo Justo y Necesario', hasta su segundo disco presentado el año pasado, 'Victimas de nuestra propia ignorancia'.


A las 10 de la noche empezó Desarme. Conformado por Zoé Ascorra en el bajo y voces, Rodolfo Vértiz en la guitarra y Marut Pozzi-Escot en la batería. Estos experimentados músicos, próximos a cumplir 30 años en la escena hardcore barranquina, nos brindaron un espectacular show lleno de energía y desenfreno. Entre los temas más destacados estuvieron " ", y el nuevo tema La Pálida.


Minutos después de las 11, la gente llamaba desesperadamente a los padres del thrash/crossover: D.R.I. Sin palabras, pero con harto sonido, el espectáculo empieza con The Application y Hooked. No fue sorpresa que el público hambriento de golpes, abarrotando casi en su totalidad el recinto, desfogue desde los primeros segundos de concierto.


Fue impresionante escuchar a los dos miembros fundadores manteniendo su sonido parejo desde hace más de 20 años: Kurt Brecht y Spike Cassidy con la voz y la guitarra, respectivamente. A diferencia de la última vez que vinieron, esta vez el icónico bajista Harald Oimoen fue remplazado, por motivos familiares, por Greg Orr (quien asemeja un gran parecido a Kerry King). La otra sorpresa fue ver a la bestia de baquetas y pedales, Rob Rampy, quien regreso a los escenarios después de haber pertenecido a D.R.I. entre 1990 y el 2014.


El show continuó con clásicos como I'd Rather Be Sleeping Violent Pacification. Lo que se convirtió en un feroz 'circle pit' que esparció una energía agresiva por todo el ambiente. Las mujeres y los cuarentones no se abstuvieron, todos estábamos en pogo. Incluso, se pudo observar un noble gesto de acercar un muchacho en silla de ruedas al costado del escenario. Nadie se quería perder tremendo show.

Llegó el turno del himno ABDUCTION, una verdadera masacre que aumentó la adrenalina al tope. Lo que originó diversos 'surfing crowds' efectivos y accidentados. Recurrente actuar en los conciertos de esta emblemática banda del crossover.























"Searchiiiiing! Searchiiiiing!" es lo que coreamos todos al momento del disfrutable tema The Explorer, al igual que en Who Am I. Lamentablemente, la nula ventilación hizo agotar constantemente a los músicos, quienes hicieron hasta cuatro pausas por el intenso calor que se respiraba dentro

.A pesar de la fatiga, tanto D.R.I. como el público fueron bien punche en continuar con la masacre y finalmente a la hora del encore dar el esfuerzo final para disfruta los clásicos: I Don't Need Society, Beneath the Wheel y el más coreado The Five Year Plan. Extraordinario cierre de concierto que dejó a todos bien satisfechos, como adolescentes enfadados contra el sistema.

D.R.I. Setlist Centro de Convenciones Festiva, Lima, Peru, South America 2018
Con la tecnología de Blogger.